02 mayo, 2011

FAIREY FULMAR: PODER AÉREO NAVAL

Vídeo y Texto por FIREBRAND


EL  AVIÓN


A pesar de basarse en el bombardero ligero Battle, el Fairey Fulmar fue el primer caza moderno de la Royal Navy en un momento crítico. Gran Bretaña luchaba sola contra el Eje y este caza, algo lento y poco maniobrero, pero fiable, robusto y bien armado, consiguió detener los ataques aéreos contra los buques del Reino Unido. De hecho, registró cerca de un tercio del total de derribos de la Fleet Air Arm a lo largo de la guerra.


Formación de Fairey Battles, sorprendente origen del exitoso caza naval.

Aunque el pedido ministerial al que respondía se emitió en mayo de 1938, su primer vuelo no tuvo lugar hasta enero de 1940 y las primeras entregas, en marzo del mismo año. Sólo hubo dos versiones de Fulmar, MkI y MkII. Fundamentalmente, diferían en el motor, el primero montaba un Rolls-Royce Merlin VIII y el MkII un Merlin 30, que aunque no ganaba mucho en velocidad máxima, sí mejoró su trepada, optimizando su papel de interceptor. Además, algunos de los MkII cambiaron las 8 ametralladoras de 7,7mm por 4 ametralladoras pesadas de 12,7mm con proyectiles perforantes. Algo bastante necesario contra aviones bien protegidos:
En una ocasión tres Fulmar dispararon 18.000 proyectiles de 7,7mm contra un hidro Blohm und Voss 138, sin causarle daños significativos...
Su capacidad ofensiva fue complementada con la capacidad de transportar varios tipos de bombas, desde 8 de 20 lb. antipersonal hasta una de 250 o de 500 lb. bajo el centro del fuselaje.

Un Fulmar MkI engancha el primer cable de detención en la cubierta del HMS Illustrious.

Ambas versiones compartían muy nobles características de vuelo, una elevada velocidad y estabilidad en picados, resistencia estructural, autonomía y carga de munición (estos dos últimos factores duplicaban los de sus rivales terrestres). Otro factor importante para su supervivencia eran su buenas características de apontaje y control en la cubierta de los portaaviones (buena visibilidad y manejo, frenos hidráulicos, tren ancho...). Por otra parte, todo el equipo necesario para su empleo en portaaviones (ganchos de apontaje y catapulta, radios navales, bote salvavidas, alas plegables) lo hacía prácticamente tan pesado como su predecesor el Fairey Battle, aunque seguía siendo más veloz y ágil.


HISTORIAL BÉLICO

-ACCIÓN EN EL MEDITERRÁNEO

El HMS Illustrious zarpó para su primera singladura de combate el 22 de agosto de 1940. A bordo iban los Fulmar del 806 Sqn. y los Swordfish de los Sqns. 815 y 819. El Illustrious entró en el Mediterráneo el 31 de agosto y se reunió con la Fuerza H. Los Fulmar estaban en alerta para interceptar cualquier amenaza aérea italiana. También volaron en misiones de prácticas y efectuaron simulacros de intercepciones. Uno de esos simulacros causó la muerte de cuatro tripulantes el 24 de agosto. Dos Fulmar perseguían a un Swordfish cuando chocaron y cayeron al mar, falleciendo  los Sub-Lts. A.G.Day y A.L Ayres, Petty Officer S.H.Gould y NA1 H.Newton.

Un Fulmar practica un ataque contra un Swordfish.

El primer encuentro con la Regia Aeronautica tuvo lugar en septiembre, cuando el portaaviones, el acorazado HMS Valiant y dos cruceros, zarparon hacia el Mediterráneo Oriental, con intención de reforzar la Flota del Mediterráneo y unirse al portaaviones HMS Eagle. El 2 de septiembre, una formación de Savoia-Marchetti SM79 Sparviero fue detectada por los operadores de RDF y los Fulmar se lanzaron a interceptarlos. La sección mandada por el Lt. W.L.L. Barnes abatió un SM79 en llamas y dañó otro, que fue pronto destruido por la artillería antiaérea de la Flota. Otros dos bombarderos-torpederos trimotores fueron reclamados por el Lt. A.J. Sewell y el LA. D.J. Tribe, cuyo Fulmar fue dañado por el fuego defensivo de los Sparviero, teniendo que aterrizar forzoso en Hal Far, Malta.


 Sub-Lt. Alfred Jack(Jackie) Sewell

El SubLt. G.R.Golden y el LA. H. Phillips derribaron un cuarto SM79. Dos pequeñas formaciones de Ju87 Stuka también atacaron en picado a la Flota, pero erraron sus lanzamientos. Durante el resto del día, los Fulmar del 806 Sqn. persiguieron hidroaviones de reconocimiento italianos. Tres Fulmar interceptaron un Cant Z.501 con éxito. La victoria fue compartida entre el Lt. Cdr. C.L.G. Evans, el Lt Cdr. R.A. Kilroy y el Sub-Lt. L.F. Lowe.

Los Cant Z.501 fueron víctimas fáciles de los Fulmar.

Dos días después, los italianos dirigen otro ataque contra la Flota Británica del Mediterráneo, sita entonces cerca de Creta, con intención de atacar por las noches aeródromos de las islas del Dodecaneso. El 806 Sqn. consiguió añadir dos torpederos más a su registro, gracias a las victorias del Lt. W.L.L. Barnes y los Sub-Lts. A.J. Sewell y S.G. Orr. Los Fulmar dañaron otros cinco SM79, que consiguieron escapar. El HMS Illustrious llegó finalmente a Alejandría el 5 de septiembre.
La guerra en el Mediterráneo tomó otro cariz cuando Italia emprendió una gran ofensiva contra Egipto el 13 de septiembre. El Almirantazgo hizo zarpar al HMS Illustrious rápidamente, para atacar el puerto de Bengasi, por donde pasaban todos los suministros italianos. Los Swordfish atacaron con éxito el puerto el 17 de septiembre, hundiendo un destructor y dos mercantes, dañando otros buques y arrojando minas. El Sub-Lt. S.G. Orr derribó un Cant Z.501 que observaba de cerca a la Flota.
Tras diez días de descanso en Alejandría, el portaaviones blindado se hizo a la mar para dar escolta a un convoy de suministros a Malta. Una vez más la Regia Aeronautica intervino, bombardeando a gran altura con los Cant Z.1007 el 29 de septiembre.

Patrulla de Cant Z.1007bis.

Aunque los italianos tuvieron que aceptar la pérdida de dos bombarderos Cant por la actuación de los Sub-Lts. S.G. Orr y G.A. Hogg, un artillero de los Cant Z.1007 alcanzó al Fulmar del Sub-Lt. I.L.F. Lowe y NA R.D. Kensett. Lowe se las arregló para amerizar el aparato y ambos tripulantes fueron rescatados sanos y salvos por el HMAS Stuart. De camino a su puerto base en Egipto, el Lt.Cdr. C.L.G. Evans derribó un Cant Z.506B, que cayó al mar, el 1 de octubre.

La siguiente misión comenzó el 9 de octubre. El portaviones HMS Eagle se unió al Illustrious para escoltar un convoy destinado a Malta y, antes de regresar, atacaron la isla de Leros. Al día siguiente de que los Swordfish bombardeasen sus objetivos, el 14 de octubre, los SM79 atacaron los buques británicos. Una sección de tres Fulmar del 806 Sqn. (Evans, Hogg y Lowe) derribaron dos de ellos. Otro SM79 fue dañado por el Lt. O.J.R. Nicolls. Un Cant Z.501 que observaba fue también forzado a amerizar por los Sub-Lts J. M. L. Roberts y A.J. Sewell. En el vuelo de regreso, otro hidroavión, esta vez un Cant Z.506B, fue derribado por Sewell.

El hidroavión de reconocimiento y rescate marítimo Cant Z.506 Airone, el más grande de la 2ªGM con flotadores.

El 6 de noviembre, el HMS Illustrious zarpó para un ataque contra Tarento, la más importante base naval italiana. La Flota británica fue detectada y atacada por los SM79 el 8 de noviembre; tres Fulmar destruyeron dos de ellos. Al día siguiente el Sub-Lt. E. Buttle y el NA L.J. Stevens. Solamente los Swordfish intervinieron en la muy exitosa operación pero, de nuevo, los Fulmar tuvieron que tratar con las aeronaves de reconocimiento, destinando a ello varias unidades. Todos se pusieron más serios cuando una formación de 43 Stukas del I/Stg 1 y del II/Stg 2 apareció unos minutos más tarde.

Los bombarderos en picado fueron a por el portaviones británico. Con su habitual precisión, los Stukas alemanes consiguieron causar daños al Illustrious, que fue alcanzado de lleno por seis bombas de 1000 kg.. El puñado de Fulmars combatió con denuedo, pero no daban abasto. Barnes, Orr, Roberts y Sewell barrieron del cielo cuatro Ju87 (la Luftwaffe registró la perdida de sólo tres Ju87 aquel día). El artillero de un Stuka alcanzó el radiador del Fulmar de Lowe, que se vio obligado a amerizar tras pararse el motor. El destructor Jaguar rescató al piloto, pero el NA1 R.D. Kensett, perdió la vida. Los Messerschmitt Bf110 del III/ZG 26 informaron haber abatido dos Fulmar, pero en realidad el 806 Sqn. perdió únicamente un avión, aunque varios resultaron dañados. Este Fulmar tuvo problemas con el motor y no pudo despegar. Fue destruido en cubierta por una bomba, matando al Sub-Lt. J. Marshall y PtyOff. N.E. Tallack. Los Fulmar supervivientes volaron a Malta mientras el maltrecho Illustrious lo intentaba a su vez –consiguiendo llegar a Grand Harbour por la noche- donde sería provisionalmente reparado.


El HMS Illustrious, bajo el ataque de la Luftwaffe, en julio de 1941.

Posteriormente los SM79 italianos efectuaron un bombardeo a gran altura sin resultados. El Lt. M.W. Henley, los Sub-Lts. A.S. Griffith y J. Marshall destruyeron uno de estos trimotores. Otro SM79 aterrizó forzoso en la isla y los Sub-Lts. Orr y Sewell lo ametrallaron en el suelo. Dos horas más tarde, dos oleadas más de Stukas atacaron de nuevo al portaaviones herido. Por suerte, fueron menos precisos y sólo una bomba alcanzó al buque. Los Fulmar habían despegado de Malta para proteger a su portaaviones. El Lt. Barnes y el Sub-Lt. Orr dañaron sendos Stukas.

El Illustrious quedó fuera de combate durante seis meses y dejó al vetusto Eagle como el único portaaviones disponible en el Mediterráneo Oriental, hasta la llegada en marzo del recientemente botado Formidable. La Royal Navy tuvo que ser cautelosa y mantener sus portaaviones lejos del alcance de los Stukas.

Los Fulmar MkI del 806 Sqn. (HMS Illustrious) patrullan sobre el HMS Eagle.



-OPERACIONES EN CRETA

Los Fulmar supervivientes del 806 Sqn., que habían volado a Malta tras el ataque de los Stukas contra el Illustrious, formaron una sección de caza naval basada en tierra y ayudaron a los Hurricane en la defensa de Malta. Operaron como cazas monoplaza y se les instalaron retrovisores para mejorar su visibilidad trasera. A pesar de que los Fulmar no eran más rápidos que los Ju88, consiguieron algunas intercepciones sobre Malta. El 16 de enero de 1941, el 806 Sqn. añadió dos Ju88 a su registro, gracias a la pericia del Lt. Barnes, Sub-Lt. Orr y el NA J.T. Beach.

Dos días más tarde, los Fulmar no estaban en una posición envidiable y dos de ellos fueron derribados por la Luftwaffe durante un gran ataque de los Ju87 Stuka contra los aeródromos de Hal Far y Luqa. Todos los tripulantes fueron rescatados, salvo el Sub-Lt. Griffith, que murió. Al día siguiente, bombarderos en picado y convencionales de la Luftwaffe bombardearon de nuevo el puerto e intentaron dar el golpe final al Illustrious. El Lt. R.S. Henley derribó con éxito un Stuka, dañó gravemente un Ju88 e infligió daños a otro bimotor con su propio avión seriamente dañado. Ambos tripulantes fueron rescatados. Los Lts. Barnes y Vincent-Jones y el Sub-Lt. Orr destruyeron un último Ju88 el 5 de febrero.

Dos Fulmar MkI atacan simultáneamente a un Ju88del X Fliegerkorps.

El 15 de febrero, el 806 Sqn. se trasladó a Maleme, en Creta, para proporcionar cobertura a los Swordfish que operaban desde allí. Según aumentaba la actividad en la zona de manera constante, se hizo necesario enviar también al 805 Sqn. a Creta; los Fulmar y algunos Buffalo de la RAF llegaron a Maleme el 6 de marzo. Un Fulmar se perdió el 10 de marzo cuando el Lt. R.A. Brabner aterrizó forzoso en la Bahía de Suda al quedarse sin combustible. Los dos tripulantes fueron recogidos por el HMS Hotspur.
A pesar de los numerosos ataques italianos sobre Creta y las islas del Dodecaneso y las visitas de los Ju88, los Fulmar no registraron muchos derribos. El armamento del caza Fairey, de 8 ametralladoras de 7,7 mm. no era lo bastante letal y los pilotos de la Fleet Air Arm veían a menudo escapar a sus presas con daños sólo superficiales. Durante un ataque de SM79 Sparvieros, acompañados de FIAT CR42 Falcos el 19 de marzo, un vuelo del 805 Sqn. los interceptó, derribando el Sub-Lt. R.C. Kay un trimotor, pero colisionó después con otro. Su Fulmar se estrelló en el mar, el piloto y el observador, LA D.R. Stockman, murieron.

Todas las manos disponibles empujan un Fulmar recién aterrizado, para despejar la cubierta de vuelo para el siguiente apontaje. Los cables de detención aún no se han recogido.

Al fin, en marzo de 1941, el HMS Formidable estuvo disponible para reforzar la Flota del Mediterráneo. El 27 de noviembre de 1940, el nuevo portaaviones había incorporado a bordo a los Fulmar del 803 Sqn. A finales de diciembre, el Formidable escoltó a un convoy hacia Sierra Leona. Durante la travesía junto a las costas de los territorios de Africa Occidental de la Francia de Vichy, el Fulmar del Sub-Lt . I.. Easton y el NA1  J. A. Burkey tuvo que aterrizar forzoso cerca de Dakar, el 4 de enero de 1941, siendo hechos ambos aviadores prisioneros de guerra. El HMS Formidable bordeó luego el continente africano, aprovechando la oportunidad de atacar los territorios italianos en febrero, poniendo rumbo a Alejandría, su nuevo puerto base. Llegó el 10 de marzo, con retraso durante el cruce del Canal de Suez por la presencia de minas, sembradas por los Heinkel 111 del KG4 el 18 de febrero. La fuerza de cazas del Formidable fue reforzada  cuando el 806 Sqn. dejó Maleme para embarcar el 20 de marzo.

Las tareas asignadas al HMS Formidable en el escenario Mediterráneo consistían en patrullar las rutas entre Egipto y Grecia y escoltar convoyes hacia Malta o Grecia. El 21 de marzo, el piloto Lt. J.M. Bruen (con el Lt. D.J. Godden en el asiento de atrás) del 803 Sqn. alcanzó a un Ju88, que resultó dañado y luego derribado por el fuego antiaéreo. Seis días más tarde, se informó de la presencia de buques enemigos y fue enviada una fuerza de ataque, que constaba de seis Fairey Albacore y dos Fulmar, el 28 de marzo. Los biplanos de la FAA apuntaron al Vittorio Veneto, que esquivó todos los torpedos.

El gran acorazado de la Regia Marina, Vittorio Veneto.

Los dos Fulmar de escolta interceptaron a un par de Ju88 y el PtyOff. A.W. Theobald derribó a uno mientras que el segundo huyó. Luego los buques italianos se retiraron pero se lanzó un segundo ataque con intención de frenarlos. De nuevo, dos Fulmar escoltaron una formación mixta de Albacores y Swordfish pero, esta vez, tuvieron éxito y lograron un impacto de torpedo en el acorazado italiano, que finalmente se detuvo. No obstante, los italianos fueron capaces de reparar los daños antes de que la Flota del Mediterráneo pudiese establecer contacto. Se organizó una última fuerza de ataque a la caída de la tarde, con cuatro Swordfish y seis Albacores. Un torpedo alcanzó el crucero pesado Pola, que fue dejado atrás por su Flota con una escolta de dos cruceros y cinco destructores. Fueron más tarde alcanzados por el Valiant y el Warspite y sólo tres de ellos sobrevivieron a los cañones de los acorazados de la RN. Entonces los británicos se retiraron y una formación de Ju88 les atacó al día siguiente. Dos de los tres Fulmar que se lanzaron contra ellos, pilotados por el Lt. C.W.R. Peever y Sub-Lt. A.C. Wallace, derribaron un Ju88 que se estrelló en el mar.

La situación en los Balcanes había cambiado drásticamente cuando la Wehrmacht invadió Yugoslavia y Grecia el 6 de abril de 1941. En pocos días, los ejércitos yugoslavos y griegos fueron derrotados al tiempo que las tropas británicas y de la ANZAC tenían que retirarse a Creta; la evacuación fue completada el 30 de abril al coste de varios barcos y una gran cantidad de equipo.

El 18 de abril, el HMS Formidable zarpó para escoltar un convoy hacia Creta. Cuatro de los Fulmar del 805 Sqn. basados en Creta  se unieron al portaaviones, reforzando temporalmente su capacidad de caza. Por la tarde, dos SM79 sobrevolaron los buques. Un vuelo del 803 Sqn. trató de interceptarlos. Los Savoia escaparon y uno de sus artilleros disparó con éxito al Fulmar del Lt. D.C.E.F. Gibson y Sub-Lt. P.C.B. Ashbrooke. Con el motor muerto, el piloto intentó aterrizar en el Formidable, pero se estrelló contra la cubierta y el acompañante no sobrevivió.

Un Cant Z.1007bis, abatido por Evans y Sewell.

Antes de regresar a Alejandría, el HMS Formidable zarpó para un ataque contra el puerto de Trípoli. En su rumbo sur, el 20 de abril, encontraron un Cant Z.1007Bis que Evans y Sewell derribaron. Cinco Ju52/3m tuvieron la mala suerte de pasar por la zona de detección del portaaviones y cuatro Fulmar los interceptaron sin problemas. Sólo un avión de transporte escapó, pero el Fulmar del Lt. J.H. Shears y el Sub-Lt. E.J.H. Dixon fue alcanzado por el fuego defensivo de los Junkers y cayó en barrena al mar, muriendo ambos. A la mañana siguiente, los británicos bombardearon el puerto de Trípoli, retirándose después hacia Alejandría. Más tarde, ese mismo día, Orr obligó a un Dornier Do24 a amerizar en el mar con graves daños. El día siguente tuvo lugar un gran bombardeo a cargo de una formación de Ju88. Evans mandó una sección y compartió con Sewell y Orr un derribo probable. Otro vuelo del 806 Sqn. alcanzó a un segundo Ju88 y el Sub-Lt. P.D.J. Sparke lo envió al mar. Otro Junkers escapó a la persecución de los lentos Fulmar.

Tras la evacuación a Creta, el Formidable estuvo fundamentalmente implicado en la protección de convoyes de suministros para las tropas de la isla. Creta estaba sometida a continuos ataques aéreos. El 805 Sqn. tenía mucho trabajo con cada vez menos aviones operativos a medida que eran repetidamente bombardeados o ametrallados en tierra.
El 3 de mayo, el Lt. A.H.M. Ash y el TAG. T.A. Baker infligieron graves daños a un Ju88 atacante, que fue registrado como derribo probable. El día siguiente el Lt. R.A. Brabner, con Baker de nuevo en el asiento trasero, derribaron un Ju88 sobre la Bahía de Suda. De todos modos, el 805 Sqn. se retiró progresivamente a Egipto y para el 10 de mayo ya sólo quedaban dos Fulmar en Maleme, junto a cuatro Sea Gladiators. A lo largo de la semana siguiente, ambos fueron alcanzados por ametrallamiento desde el aire, poniendo fin a las operaciones del 805 Sqn. en Creta.


- CONVOYES A MALTA Y EGIPTO

En el Mediterráneo Occidental, la Fuerza H había pasado a la ofensiva y el Ark Royal había lanzado sus Swordfish contra objetivos italianos. Intentaron reventar una presa en Cerdeña con torpedos el 2 de febrero y atacaron una refinería en Leghorn, en plena Italia, siete días después. Además, en esa jornada, el Lt. E.W.T. Taylour destruyó un Cant Z.1007 que sobrevoló la Flota.

El Afrika Korps comenzó a desplegarse en el Norte de Africa durante febrero mientras, el mes siguiente, llegaban tropas británicas a Grecia. Estas circunstancias conminaron al Almirantazgo a suspender los convoyes a Malta hasta finales de marzo.
Mientras tanto, el 807 Sqn. había embarcado en el HMS Furious, el 5 de marzo de 1941. Su primera misión fue la escolta de un convoy a Africa Occidental, durante la cual se perdió el Fulmar del Lt. O.F. Wheatley y el Sub-Lt. R.B. Hodgetss, perdido al aterrizar forzoso en Dakar (Francia de Vichy).

El Fulmar de Wheatley y Hodgetss, capturado por la Francia de Vichy y puesto en servicio en el GC1/4, que utilizaba Curtiss H.75 como el que se aprecia al fondo. Fue el único Fulmar usado por otra Fuerza Aérea.

En su regreso al Norte, el Furious recaló en Gibraltar y el 4 de abril el 807 Sqn. recibió 12 Fulmar Mk.II, siendo transferido al Ark Royal en relevo del 800 Sqn. Con los Sqns. 808 y 807 a bordo, el HMS Ark Royal contaba ahora con una fuerza de 24 cazas para hacer frente al X Fliegerkorps, pero perdió la capacidad de bombardeo en picado de los Blackburn Skua. A su vez, El 800 Sqn. se unió al Furious, que regresaba a casa, para reequiparse con nuevos Fulmar.

La primera semana de abril, se asignó al Ark Royal el envío de 12 Hurricane a Malta. La operación se efectuó sin complicaciones a pesar de que varios aviones italianos sobrevolaron el convoy. Tres de ellos eran Cant Z.506, abatidos gracias a la habilidad del Lt Cdr R.C. Tillard, el Lt. R.C. Hay y el Pty Off D.E. Taylor.

A principios de mayo, la Fuerza H escoltó cinco mercantes con rumbo a Egipto junto al acorazado HMS Queen Elizabeth (gemelo del Valiant) y dos cruceros que zarparon hacia Alejandría como refuerzo de la Flota del Mediterráneo. El 8 de mayo, la Regia Aeronautica comenzó a atacar el convoy con formaciones de SM79 escoltadas por los Fiat CR42. Los Fulmar de los 807 y 808 Sqns. despegaron para interceptarlos. En el combate, los Fulmar derribaron tres Sparvieros, pero varios de los cazas navales fueron alcanzados por el fuego de los biplanos italianos del 3er. Stormo. El 808 Sqn. perdió a su CO en esta lucha con los CR42, muriendo el Lt Cdr R.C. Tillard y su observador, el Lt. M.F. Somerville. Sólo el Lt. E.W.T. Taylour reclamó una victoria contra estos ágiles Fiat, aunque su observador resultó herido. El Fulmar del Sub-Lt. R. F. Walker y el LA. H. McLeod resultó también gravemente dañado, teniendo que amerizar, aunque ambos aviadores fueron afortunadamente rescatados. Lo mismo pasó con otro Fulmar de 807 Sqn, cuyos tripulantes, Lt. N.G. Hallet y Lt. V.A. Smith, fueron también sacados de un baño involuntario. Más tarde, ese mismo día, fue el turno de los aviones alemanes y los Fulmar despegaron de nuevo en defensa de sus naves. A pesar de la presencia de los Bf110, el Lt. R.E. Gardner derribó con éxito dos Stukas mientras el Lt. E.W.T. Taylour destruía un tercero y dañaba un cuarto Ju87. después del convoy “Tiger”,  el Ark Royal estableció contacto con el Furious y ambos portaaviones enviaron dos Squadrons de Hurricane a Malta el 21 de mayo.

El HMS Furious rompiendo las olas.

Mientras, otros dos convoyes habían zarpado de Egipto rumbo Oeste. El HMS Formidable se hizo a la mar el 6 de mayo para escoltar estos buques de transporte y después unirse al convoy “Tiger” para escoltarlo hacia Alejandría. El 8 de mayo, el 803 Sqn. perdió dos aviones y a sus tripulaciones. El Lt. C.W.R. Peever y el Pty Off. F. Coston murieron durante el ataque de dos Cant Z.1007. Ambos bombarderos italianos fueron derribados de todos modos por la acción combinada del SubLt. G.B. Davie y el Pty Off. W.T. Chatfield.

Ese mismo día, los Fulmar de los 803 y 806 Sqn. entablaron combate contra una formación de Heinkel 111. Uno de ellos cayó ante el Fulmar del Lt. J.M. Bruen, mientras los Lts. R. MacDonald-Hall y P.S. Touchbourne abatían otros dos bimotores alemanes, aunque MacDonald-Hall resultó alcanzado por el fuego de un Heinkel, estrellándose en la cubierta del Formidable. Otra sección del 806 Sqn. interceptó otro He111, que fue también barrido del cielo, pero el avión del Lt. G.B. Davie y el Pty Off. W.T. Chatfield cayó después al mar. Un veloz Ju88 fue también víctima de los Fulmar, gracias al Sub-Lt. P.D.J. Sparke. Este piloto, junto al Lt. R.S Henley, atacaron al día siguiente de nuevo un Ju88, dañándolo seriamente. Su suerte cambió trágicamente el 11 de mayo, cuando colisionó contra otro Ju88 de la LG1. El Fulmar se estrelló en el mar, muriendo él y el LA A.S. Rush. El 12 de mayo, el convoy “Tiger” entraba en Alejandría.

La Operación “Merkur” se lanzó el 20 de mayo, cuando Alemania envió paracaidistas y tropas en planeadores a Creta. Cinco días después, el HMS Formidable zarpó para reforzar el apoyo aéreo a las tropas británicas y del ANZAC, que estaban en retirada tras infligir enormes bajas a las tropas aerotransportadas alemanas.

El 26 de mayo, los Albacore atacaron en dos ocasiones mientras cuatro Fulmar del 803 Sqn. ametrallaban el aeródromo de Scarpanto (a sólo 50 millas de Creta), informando de varios CR42 y Ju87 alcanzados en tierra. El mismo día, dos pilotos del 806 Sqn., Lt. R. MacDonald-Hall y SubLt. J.A. Hogg, atacaron un Ju88, derribándolo. El artillero de otro Ju88 alcanzó el avión del Sub-Lt. D.H. Richards y el LA. T.S. Melling, que se estrelló en cubierta.

Por la tarde, una formación de Stukas del II/StG 2 –que venían de una base del Norte de Africa y en realidad buscaban mercantes- apareció sobre la flota. Rápidamente comprendieron la importancia de los buques que habían encontrado, atacándolos con la intención de dar al Formidable el mismo tratamiento que recibió el Illustrious. Los Ju87 efectuaron un nuevo ataque en picado de gran precisión, encajando dos impactos directos sobre la cubierta de vuelo. Los cuatro Fulmar disponibles despegaron demasiado tarde para entorpecer a los Stuka y se vieron completamente superados en número. El Lt. Passy y el Sub-Lt. K.L. Wood sólo consiguieron combatir a un Stuka después de efectuado el bombardeo, siendo éste derribado.

El HMS Formidable sería blanco de la aviación enemiga en dos ocasiones más, en 1945, por parte de los kamikazes japoneses.

Una vez más, los Stuka lograron poner fuera de servicio el portaaviones mejor blindado del mundo durante varios meses. Los convoyes a Malta se suspendieron de nuevo. Mientras el HMS Formidable ponía rumbo a los estados Unidos, donde sería reparado, los 806 y 803 Sqns. quedaban en tierra, en Dekheila. Ambos Sqns. formarían el Royal Navy Fighter Squadron del Desierto Occidental y volarían Hurricanes.

El siguiente convoy hacia Malta incluyó seis mercantes. Dejaron Gibraltar el 21 de julio, escoltados por la Fuerza H. Al cabo de dos días, soportaron fuertes ataques aéreos. A pesar de la presencia de la escolta de 20 cazas monoplanos Fiat G50, los pocos Fulmar de los 807 y 808 Sqns. consiguieron alcanzar a varios SM79. No menos de cinco Savoias fueron derribados mientras muchos otros volaban de regreso dañados. Por otra parte, tres Fulmar fueron alcanzados por el fuego defensivo y tuvieron que amerizar; sus tripulaciones fueron rescatadas. Los torpederos italianos alcanzaron a un crucero y hundieron un destructor, pero los mercantes salieron indemnes.

En la travesía de vuelta a Gibraltar, el HMS Ark Royal fue atacado de nuevo por aviones italianos. Los Lts. R.C. Cockburn y A.T.J. Kindersley derribaron dos SM79 y dañaron otro más, pero ambos Fulmar resultaron alcanzados en el combate. El Lt. Kindersley y su TAG, Pty Off. F.A. Barnes, murieron mientras que el segundo Fulmar fue capaz de amerizar, permitiendo el rescate del Lt. R.C. Cockburn y el Pty Off. W.E. Curtiss. Durante ese día, tres Cant Z.506B, que se habían mantenido vigilantes sobre los buques, fueron presas de los esfuerzos combinados del Lt. N.G. Hallet, el Sub-Lt. KG. Grant y el Sub-Lt. C.G.M. Guthrie. Un artillero de uno de los hidros italianos acertó con sus disparos al Fulmar del Sub-Lt.Grant y el LA. H. McLeod, que se estrelló muriendo ambos tripulantes. El Lt. E.D.G. Lewin destruyó otro Cant Z.506B antes del regreso a Gibraltar de los buques el 27 de julio.

A finales de mes, el Ark Royal envió un ataque contra el aeródromo de Alghero en Cerdeña. El 24 de agosto, los Swordfish del Ark Royal realizaron otro bombardeo, atacando Tempio. A lo largo de agosto, sólo un convoy hizo la travesía a Malta, pero no fue acompañado de ningún portaaviones.

Mientras el HMS Illustrious vira para enfrentarse al viento, con la cubierta saturada de Fulmars y Martlets, el HMS Warspite abre fuego en las cercanías de Ceilán, en junio



Hasta aquí la primera parte de la tan crucial como desconocida historia del Fairey Fulmar. Más adelante, narraremos cómo combatió en zonas tan dispares como Líbano, Siria, Ceilán, Madagascar y el Océano Ártico.


¡Un saludo desde El Hangar, pilotos!



Fairey Fulmar - 2ª parte
Fairey Fulmar - 3ª parte
Fairey Fulmar - 4ª parte

2 comentarios:

  1. Por razones que desconocemos, las ilustraciones del artículo han desaparecido. Esperamos que no tarde demasiado en solucionarse.

    ResponderEliminar
  2. Entrada reeditada hoy, satisfactoriamente.

    ResponderEliminar